HOTELEROS SE ALISTAN ANTE EL AUMENTO DE CONTAGIOS EN YUCATÁN

MÉXICO.- La industria hotelera del Estado está muy al pendiente de cualquier información oficial ante la latente posibilidad de que se vuelvan a manejar ciertas restricciones, esto debido al incremento de contagios que propiciaron que el Semáforo Epidemiológico pase de verde a amarillo en Yucatán, en días recientes.

No obstante, los hospedajes de mayor renombre de Mérida han mantenido la guardia alta. Y es que, la pandemia los ha golpeado mucho, desde cierre temporales hasta aforos muy reducidos.

Pese a que ya contaban con libertades, prefirieron manejarse con cautela sobre todo pensando en ganarse la confianza de sus clientes al ofrecer garantías de seguridad. “Primero tenemos que estar al tanto de lo que informe la Secretaría de Salud y luego lo que disponga la Secretaría de Turismo para saber cómo proceder”, dijo Mario Canul, concierge del hotel “El Español”.

En lo que se dan los anuncios oficiales, su lugar de trabajo implementa procesos protocolarios de rigor, tanto a huéspedes como a empleados y visitas.

“En la puerta hay toma de temperatura, tapete y gel antibacterial, que también encontrarán en cada acceso. Al personal se le desinfecta el calzado y sanitiza con vapor”.

En ese primer filtro hay una sala de espera. “De repente por el calor que tenemos, hay quienes registran más de 36 grados C. Los invitamos a esperar un momento en ese espacio para luego volver a tomarles la temperatura”, apuntó.

Pero su mayor medida de prevención es la implementación de una habitación COVID. “Si alguien se pone mal o presenta síntomas y se confirma la enfermedad, se le pasa a esta habitación, en espera de que lo canalicen a un centro de salud”, indicó Canul.

El hotel funciona a un 80 por ciento de su capacidad y sus zonas más visitadas tienen limitación de aforo. “No más de 30 personas en la alberca y en el gimnasio solo dos con reservación para utilizar las instalaciones por media hora”, detalló el concierge.

La mayor modificación se dio en su comedor, pues cerraron el desayuno buffet y ahora solo sirven a la carta, de siete de la mañana a 12 de la tarde. Tampoco ofrecen vasos ni cafetera en los cuartos para evitar cualquier tipo de contagio.

Una decisión similar tomó “El Conquistador”, pues limitó su buffet. “Ahora solo se sirve de jueves a domingo, de siete de la mañana a 12 de la tarde”, se informó. “Los otros tres días se maneja servicio a la carta en el mismo horario”.

Más allá de las medidas que deban tomar en sus labores, a los empleados les preocupa mucho las restricciones de movilidad.

“Mi salida es a las 11 de la noche. A esa hora no encuentras transporte si hay toque de queda. Y pagar un taxi o de plataforma resulta muy costoso”, expuso una encargada de recepción.

POR ESTO