PAÍS EUROPEO SUSPENDE VACUNACIÓN A MENORES DE 41 AÑOS POR LA MUERTE DE UNA MUJER

  • Se trata de la primera muerte previsiblemente asociada con la vacuna de Janssen en Europa. Por ahora, Bélgica ha decidido restringir la vacunación con este suero a menores de 41 años.

BRUSELAS.- Una mujer ha fallecido en Bruselas tras recibir la vacuna de Janssen. Por ahora, Bélgica ha suspendido la administración de este suero entre los menores de 41 años, ya que la mujer tenía menos de 40, y ha pedido a la la Agencia Europea del Medicamento (EMA) que investigue si la muerte de esta mujer está directamente asociada con la inyección de Johnson & Johnson.

La muerte de una ciudadana belga que había sido vacunada hace unos días con Janssen ha encendido las alertas en toda Europa. Por ahora, no se había registrado ninguna muerte asociada a esta vacuna, pero según ha informado el Gobierno belga, la mujer murió el 21 de mayo tras ser ingresada en el hospital con trombosis severa y deficiencia de plaquetas y previsiblemente, apuntan a una posible relación con el suero monodosis.

Bélgica ha solicitado la opinión de la Agencia Europea del Medicamento (EMA, por sus siglas en inglés) para poder concretar con exactitud la relación de los efectos secundarios de la vacuna y la muerte de esta mujer. Por el momento, las autoridades sanitarias del país han decidido excluir a los menores de 41 años del plan de vacunación con Janssen. Algo, que por cierto, también se hace con la de AstraZeneca.

Diversidad de opiniones entre los países miembro

Ante este hecho, Bruselas ha dado la alerta a todos los países europeos. Sin embargo, los criterios ante la situación, no son los mismos en todos los estados miembros. Al igual que ocurrió con la vacuna de AstraZeneca, las opiniones son diversas. Sólo Dinamarca ha decidido excluir por completo la vacuna de Janssen de su programa de vacunación. El resto de capitales, por ahora, están imponiendo su propio límite de edad a la hora de restringir el uso de este suero.

Por su parte, Alemania ha decidido recomendar su uso sólo entre los mayores de 60 años. En Francia, en cambio, a los mayores de 55 y en Italia a los que superen los 60 años de edad.

ANTENA 3